¿Cómo construir una estrategia de engagement?

estrategia_engagement

Una de las mejores formas para atraer y retener el talento es la estrategia de engagement, un elemento clave para tener un colaborador comprometido y feliz.

Hay una gran diferencia entre un empleado satisfecho que le parece bien lo que hace la empresa, y un colaborador comprometido, quien es aquel que comparte el propósito y los objetivos con la empresa.

Los trabajadores quieren un lugar donde desarrollar su carrera, seguir aprendiendo, tener reconocimiento y trabajar por objetivos comunes, compartiendo los mismos valores y estando alineados con las metas a largo plazo.

Para plantear una estrategia de compromiso, es importante tener en cuenta la experiencia real del colaborador. No es conveniente hacerlo desde lo que te gustaría que fuera, sino lo que realmente es.

De este modo es más sencillo ir adaptando las acciones y conocer las valoraciones de los empleados de primera mano, sin necesidad de colocarnos en un mundo ideal que difícilmente será realidad.

3 pilares de una estrategia de engagement

Aquí, te presentamos los tres pilares básicos para la ideación de una excelente estrategia de engagement:

  • Reconocimiento: a todo el mundo le gusta saber de vez en cuando que está realizando un buen trabajo. Es importante que establezcamos hitos y formas para los responsables de los equipos. También será necesario institucionalizarlo para que la empresa reconozca en público el trabajo bien hecho. El reconocimiento es una poderosa arma de retención y aumenta los índices de satisfacción de los colaboradores.
  • Propósito: la forma de entender el trabajo ha cambiado mucho desde la década de los 90. Ahora los colaboradores quieren conocer el propósito de la empresa y estar vinculados a él. Una comunicación transparente será esencial para mantener el compromiso. Si se trabaja con un propósito, la vida tiene sentido.
  • Seguridad profesional: todos necesitamos sentir que disponemos de una red de seguridad para vivir mejor. Contratado indefinidos, beneficios adicionales y saber que la recompensa salarial te permitirá vivir. La seguridad es una de las razones que más comprometen a un colaborador y le permiten ir cada día a trabajar queriendo dar lo mejor de si mismo. Así que ten en cuenta la seguridad física y mental. Es necesario que nuestro equipo tenga a su disposición las herramientas necesarias para desarrollar sus tareas y cuidar también de la salud mental.

Ahora que conocemos los fundamentos es necesario establecer los pasos de la estrategia para poder elaborar una hoja de ruta que nos lleve al éxito.

10 pasos para crear un buen plan

  1. Piensa y escribe los objetivos que te gustaría conseguir al implementar esta estrategia en tu empresa.
  2. Desmonta el mito de que no tiene sentido invertir en la retención durante una época de crisis. Comprometer a los colaboradores ayudará a la empresa a ser más productiva y ahorrar costes en contratación. También aumentarán los índices de satisfacción y retención, importante para cuando la crisis pase.
  3. El Covid-19 ha hecho que muchos de los colaboradores se sientan desvinculados y cansados de la empresa. Esta acción estará amparada por la experiencia del colaborador y ayudará a recuperar los ánimos.
  4. Planes de comunicación para saber cómo va la empresa, qué hay previsto y la visión de futuro. Los empleados quieren saber qué sucede en la compañía, ya no se conforman solo con el trabajo diario. Dales un propósito y ellos trabajarán para conseguirlo.
  5. Haz contenido adaptado a sus necesidades. Crea guías para que puedan desconectar tras la jornada o consejos para trabajar lo mejor posible desde casa.
  6. Analiza la experiencia real que tiene hoy en día un colaborador de la empresa. A partir de ahí podrás implementar el resto de los pasos. Asegúrate de conocer bien los journeys actuales, pregúntales y escúchalos.
  7. Analiza los datos de retención que tengas hasta ahora, las encuestas de clima y los datos de estrategias anteriores. Solo partiendo de esta base sabrás si una estrategia tiene sentido o no.
  8. ¿Qué quieren tus colaboradores? Conoce sus inseguridades y problemas y compáralos con las prioridades de Recursos Humanos. Si hay algo que no está planteado, deberá tenerse en cuenta en las futuras implementaciones.
  9. Nuevo contexto. Trabajo en remoto y semipresencial. Cuando todo esto acabe deberemos adaptar lo que hemos aprendido con lo que queremos que sea. En época de incertidumbre, hay lugar para la innovación.
  10. Involucra a los líderes de equipo para que implementen la estrategia, se comuniquen con sus equipos y establezcan lazos de confianza más allá de las tareas y resultados. Para comprometer a un colaborador es necesario que esté conforme con su jefe.

Hoja de ruta

Una vez has puesto en marcha los 10 puntos anteriores, el departamento de Recursos Humanos deberá elaborar una hoja de ruta a corto y medio plazo.

Con los datos en mente y los objetivos claros, será necesario realizar acciones para hacer crecer el compromiso de los trabajadores en los próximos meses.

Si sabemos qué es lo que más les preocupa, elaboraremos un listado con posibles soluciones para dar respuesta a esa inquietud. El resto de peticiones se irá desgranando poco a poco.

Pongamos por ejemplo que lo que más preocupa ahora es la seguridad de que la empresa sobreviva a esta situación.

Podemos establecer primero una reunión virtual con todos los miembros de la empresa y allí exponer cómo ha ido la empresa hasta ahora, los resultados de las medidas implementadas y qué se espera para este año 2021.

Esta comunicación tranquiliza al conjunto de la empresa y da la sensación de transparencia, no se oculta nada y se les implica en el futuro de la compañía.

También es importante establecer reuniones mensuales o trimestrales para comunicar cómo avanzan las medidas para frenar la crisis del Covid.

Otro de los puntos clave en la estrategia puede ser la desvinculación con la empresa. Aquí hay muchas actividades y acciones que se pueden llevar a cabo.

Por ejemplo, la empresa puede participar con alguna ONG para ayudar a la gente menos desfavorecida y los colaboradores pueden echar una mano. Este tipo de acciones hacen enorgullecer a los miembros que forman parte de la empresa y sienten que el propósito de la compañía va más allá de hacer dinero.

Recuerda que esta estrategia debe fomentarse en los 3 pilares que hemos mencionado anteriormente, así que tenlos en mente a la hora de establecer objetivos y poner en marcha actividades.

Ahora más que nunca todos necesitamos sentirnos vinculados con la empresa y saber que, aunque la situación sea complicada, Recursos Humanos y los líderes trabajarán conjuntamente para dar a los colaboradores una buena experiencia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *