¿A qué se debe ese parón en tu CV?

paron_cv

Puede que a lo largo de nuestra carrera laboral haya algún período de inactividad que debamos reflejar en nuestra Hoja de Vida, hoy vamos a ver cómo dar respuesta a esa pregunta durante la entrevista de trabajo.

Las entrevistas provocan nervios e inseguridad. Es importante haber preparado algunas respuestas antes para que esos nervios no nos jueguen una mala pasada.

Entre esas preguntas sobre las que debemos pensar en la respuesta, la del parón en nuestra vida profesional es una de ellas. Es una buena decisión ser claros cuando nos pregunten por esos tiempos de inactividad que aparecen en el currículum.

¿Ocultar o no el parón?

Guillermo Ceballos, Managing director y headhunter en Talentika, en uno de nuestros webinars, nos confirmó que es necesario que incorporemos ese periodo de tiempo en el currículum y que expliquemos qué hicimos.

Puede que hayas estado desempleado, pero seguramente también habrás dedicado ese tiempo al crecimiento personal y/o profesional. Por ejemplo, quizá ese año estuvieras viajando por el mundo, o siendo madre o creando tu propia empresa… dar a conocer esta información al reclutador, con datos, ayudará al reclutador a tener una visión más amplia de ti como candidato.

Contar con un período de no actividad laboral no es un motivo para descartar a un candidato, opina Ceballos, pero sí que te fijas en ello a la hora de analizar y revisar el CV.

Lo que no se dice en la Hoja de Vida crea dudas y el gestor de talento reflexiona sobre qué ha podido suceder en ese tiempo.

En las entrevistas debemos ser honestos y es por eso por lo que ante la pregunta debemos responder a qué hemos dedicado ese tiempo. Todos los motivos son entendibles y, al fin y al cabo, somos personas, así que es fácil empatizar con alguien que expone sus razones.

Hay gente que se toma un tiempo para estudiar un máster, reencontrar su vocación, cuidar a un familiar enfermo, viajar o incluso por motivos relacionados con la salud mental.

Hay gente que, ante estos vacíos, crean un CV funcional, basado en habilidades y con un breve resumen laboral. Para Ceballos, es importante ilustrar la experiencia profesional ordenada cronológicamente, de más reciente a menos. Al hacerlo de este modo facilitamos la lectura al reclutador.

En estos casos es importante resaltar los hitos profesionales y el aprendizaje en cada lugar, que los ojos del reclutador se centren en esa información más que en las fechas y parones.

Gap year

En algunos países es muy habitual tomarse un año sabático. Por ejemplo, en Australia muchos estudiantes universitarios dedican un año a viajar y conocer el mundo.

Esto es algo habitual que se da en otras comunidades, como por ejemplo los Amish, quienes cuentan con un período para conocer otros modos de vida. Conocer el mundo te da una mayor perspectiva y te ayuda a sentir más paz ante las decisiones tomadas.

“El mundo es como un libro abierto, quien no viaja sólo ha leído la primera página”

San Agustín

En Latinoamérica aun cuesta entender este gap year. Poco a poco la percepción va cambiando, pero es verdad que se espera una experiencia laboral más lineal, sin menos cambios.

Puede suceder que ese año libre se deba por un despido o por la imposibilidad de encontrar empleo en ese tiempo.

Todos somos conscientes de que ha habido periodos donde las crisis económicas han afectado a los profesionales y los reclutadores son conscientes de que en esos momentos no es fácil volver a empezar cuando el mercado no está contratando.

La hora de la entrevista

Es importante que respondamos siempre en positivo y que los nervios o la improvisación no tengan un efecto negativo en el mensaje que damos.

Normalmente, las empresas buscan empleados resolutivos y honestos, que se sobrepongan a los inconvenientes y crezcan ante las dificultades. Así pues, ese parón puede ser un buen ejemplo de ello.

En una entrevista de trabajo tenemos que mostrarnos como personas proactivas, con ganas de formarse y seguir creciendo como profesional. Es normal que en ciertas etapas de nuestra vida prioricemos algunos aspectos por encima de otros y en la entrevista es eso lo que debemos decir.

Todos somos conscientes de que a veces nos encontramos con situaciones que no dependen de nosotros (un familiar enfermo, un despido, una restructuración de plantilla…) y cómo las afrontemos y lo que aprendamos de ellas puede suponer un gran aliciente para contratarnos.

También debemos ser consecuentes con las decisiones que hemos tomado. Así pues, si pensamos que un año sabático era necesario para nosotros, será fácil justificarlo ante el reclutador.

Eso sí, es importante hacer una lista mental o física de lo que queremos destacar de ese parón. Si, por ejemplo, lo usamos para estudiar un máster contar por qué era importante para nosotros, de qué nos dimos cuenta y cómo vivimos ese año estudiando.

5 consejos para preparar tu respuesta

1. Muéstrate orgulloso de ese parón: da una explicación clara y honesta de a qué dedicaste el tiempo, qué habilidades ejercitaste, cuál fue tu objetivo y la experiencia que ganaste.

2. Céntrate en las habilidades: es importante identificar qué habilidades, blandas y duras, usaste durante ese período. Por ejemplo, si fuiste madre puedes añadir la capacidad de gestionar momentos de estrés, de planificar rutinas, paciencia… Al fin y al cabo, toda experiencia deja huella en nosotros y eso se ve reflejado en qué tipo de profesionales somos.

3. Incluye los logros: ya hemos comentado anteriormente que es importante destacar los logros en el CV. También añade esos logros en el año sabático, si por ejemplo has estudiado un máster, ponlo en formación y destaca aquello que aprendiste.

4. Deja los detalles para la entrevista: No incluyas historias o anécdotas en el currículo, deja esto para la entrevista, cuando el reclutador te pregunte más detenidamente sobre la experiencia. Debemos pensar que los gestores de talento cuentan con un tiempo determinado para revisar la Hoja de Vida, así pues, debemos ser esquemáticos en esa presentación. 

5. Demuestra que tu interés es a largo plazo: muchas empresas pueden considerar que esta inestabilidad laboral es porque no estás comprometido con tu trabajo. En tu carta de presentación y en tu entrevista debes enfatizar que tu compromiso es a largo plazo y que quieres formar parte de la empresa.

Ahora ya estás preparado para las entrevistas de trabajo, ten en mente tus motivaciones y responde de forma honesta y resolutiva las preguntas del reclutador. Un parón laboral no tiene porqué ser un inconveniente en tu búsqueda de trabajo.

2 comentarios en «¿A qué se debe ese parón en tu CV?»

  1. No saben cuánto me identifico con el artículo. Yo he tenido varias profesiones y los huecos en el CV son muy sospechosos para cualquier reclutador. Yo creo que lo mejor es siempre ser honesto y en la entrevista decir la verdad ¡Todos nos equivocamos! de hecho yo suelo decir, sí soy programador pero por el camino monté dos bares…..
    Excelente artículo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.